miércoles, 28 de mayo de 2014

ALEX TURRILLAS ARANZETA. CURRICULUM DE UN QUINTO DEL 53

Alex Turrillas Aranzeta. Este soy yo cuando todavía no tenía pelo blanco.

Nací en Deba, Gipuzkoa, en agosto de 1953, catorce años después de finalizada la Guerra Civil y un año después de que desapareciese la cartilla de racionamiento.

Ex-aspirante a clérigo, estudié varios años en el seminario de donde escapé sin renegar de algunas cosas. Actualmente (mañana no lo sé), me defino como “anarkokristiano”, ya que me quedo con el mensaje y no con los ritos y las pautas marcadas por la burocracia eclesiástica. Admiro al papa Francisco por su voluntad de renovar la Iglesia y realizar una buena limpieza, que falta hace. Sobran los sepulcros blanqueados.

Siendo estudiante trabajé en casi todo lo que se puede trabajar: funcionario, camarero, contador de aguas, ayudante de cocina, taquillero … etc. , fui incluso profesor de español de una de las hijas del ya fallecido presidente vitalicio de Costa de Marfil, Félix Houphouët Boigny.

Tras escapar de la Universidad de Zaragoza me matriculé en la Escuela Náutica de la Universidad Politécnica de Barcelona, lo que me sirvió para navegar durante más de 12 años como oficial radioelectrónico de la marina mercante, haciéndolo generalmente en buques extranjeros.
Ese tiempo me sirvió para conocer prácticamente todo el mundo y doctorarme en “Ciencias de la Vida”, la mejor, o al menos, la más interesante de las carreras, pues te abre la mente y te enseña a ver lo pequeños que somos.

Me siento un privilegiado por haber podido asistir en directo a históricos acontecimientos como la revolución jomeinista y la caída del Sha de Persia, la dictadura de los militares y la guerra de las Malvinas en Argentina, los años duros y el florecimiento de la Perestroika en la CCCP, o la interpretación del “ Si vas a Calatayud pregunta por la Dolores” en una sala de fiestas del Congo.
He dormido en camas importantes como la del rey Carlos VII, la emperatriz María Antonieta o la de Carlos Gardel (si es mentira, que los cuervos me saquen los ojos).

Estando navegando creé una agencia de publicidad (Kaioa),  lo que, tras dejar de navegar, me ha servido para vivir, casarme y criar a dos morroskos.
Entre otras labores, ejerzo como redactor de textos en mi empresa. He sido director de la revista “Amalur” y publicado numerosos artículos y más de una docena de obras sobre temas de historia, etnografía y literatura infantil. Soy socio de Aranzadi Zientzia Elkartea (Sociedad de Ciencias Aranzadi) y mi gran pasión son las humanidades en general y  la historia en particular.  

Estuve muerto una vez a causa de un infartazo provocado por el estrés, pero como nunca he podido estar quieto, decidí resucitar al cabo de dos minutos y reincorporarme a la vida cotidiana; la eterna, de momento puede esperar.  



2 comentarios:

  1. ¡Sí señor!
    Éste es un gran curriculum vitae, pero sobre todo es el espejo de una gran vida y de una manera maravillosa de contarla.

    ResponderEliminar
  2. Estupenda vida contada en un resumen. Un abrazo

    ResponderEliminar